EL ORDEN DIGITAL

miércoles, 1 de octubre de 2014

PIDIERON INFORMES SOBRE ARSENICO EN EL AGUA Y EL DIPUTADO POR DESEADO LO MANDO A COMISIONES


¿De qué se ríe el diputado Fernández?


El diputado provincial Héctor Roquel (UCR) comentó esta semana que "por preocupaciones de los mismos vecinos de Puerto Deseado, que muchas veces se expresan a través de las redes sociales y páginas digitales tomamos conocimiento, concretamente, de la existencia de un análisis de agua proveniente de laboratorios privados y que estaría señalando que el agua es, desde el punto de vista químico, no potable".
"Según recuerdo, el análisis indica que el agua de Puerto Deseado tendría niveles de fluoruros, cloruros y arsénico que superarían los límites establecidos en el Código Alimentario Argentino", añadió.

Deberes constitucionales
El legislador sostuvo en una entrevista, durante el programa Deseado Revista (FM Desiré) que "el artículo 57 de la Constitución de la Provincia dice que es el Estado el que debe velar por la higiene y salud pública, y concordante el artículo 104 como atribuciones del Poder Legislativo nos faculta para proveer todo lo conducente a la salud pública", por lo que consideraron, desde la bancada radical, que "era pertinente pedirle un informe a Servicios Públicos requiriendo que se nos dé a conocer a nosotros y a la comunidad el protocolo que sigue SPSE para certificar con la periodicidad que se amerita, la calidad del agua que se administra a la población de Puerto Deseado".
"Lo hago convencido de que va a haber un informe adecuado de cuál es el protocolo para tratar de llevar tranquilidad a los habitantes de Deseado, porque la sola incertidumbre sobre la calidad del agua utilizada para consumo les genera un estado de estrés adicional al que padece una comunidad por la crónica escasez de ese elemento", reflexionó.

Información oculta
Roquel lamentó que "el proyecto, del que pedíamos el tratamiento sobre tablas, fue remitido a comisión, a pedido del diputado Fernández, de Puerto Deseado, quien manifestó que había estado en Servicios Públicos y que tenía los elementos para demostrar que esto no era así". Agregó que "le planteamos que si tiene los elementos que los aporte con la Cámara en comisión, y lo tratábamos sobre tablas y lo mandábamos al archivo si eso satisfacía la preocupación".
"Yo particularmente le pedí que, ya que se negaba, si tenía la información adecuada de Servicios Públicos, que no esperáramos quince días más a tratarlo en comisión, sino que se lo hiciera conocer a la comunidad de Puerto Deseado para darle tranquilidad, conociendo acertadamente cuál es la calidad del agua que le está suministrando Servicios Públicos", puntualizó el legislador radical.

¿Democracia?
Roquel reveló que Fernández le dijo que "la democracia es así, y mandan las mayorías". "Yo le dije que la democracia es el sistema de organización que hemos elegido como comunidad, y lo que debemos hacer es brindar seguridad a los ciudadanos de que el sistema está funcionando, y que tengan seguridad sobre el suministro de agua que están recibiendo", finalizó.